Un muerto dentro de un baúl

El misterioso y aterrador muerto encontrado en un baúl

Cuando no se sabe la historia de un muerto

En 1986 un hombre al que se le dio el nombre de Gabby, residente de un pequeño pueblo de Estados Unidos en Wyoming, decidió irse y dejó varias de sus pertenencias, entre ellas una caja, la cual decidió dársela a su amigo, Newell. Después de 6 años de lo sucedido Newell no pudo aguantar más y decidió abrir la caja, en ese momento quedó aterrorizado y estado de shock, lo que encontró allí, no era nada más y nada menos que un esqueleto humano.

“Habíamos encontrado un esqueleto humano, no se dijo mucho sobre eso en dicho momento, pero, fue hasta que mi mujer me dijo que caváramos un hoyo y le diéramos un entierro digno”

Esqueleto encontrado en el baúl

Se decidió llamar al Sheriff del pueblo, sin embargo, antes de eso, Newell se sintió obligado a llamar a Gabby y según este, lo compró en una venta de garaje, pero, que jamás había abierto el baúl.

Cuando se realizaron estudios al esqueleto, se determinó que una bala fue alojada en su cráneo, por parte de una pistola .25 calibre, las cuales, no se encontraban disponibles en Estados Unidos desde 1908, desde ese momento, se inició una investigación de asesinato. Se le preguntó a Gabby, pero él no está seguro del lugar, fecha o año de cuando compró el baúl.

La mayor preocupación no era Gabby, sino, era saber quién fue la persona de los huesos, y en un estudio en los laboratorios se determinó de quién fuera los huesos eran de un hombre blanco de entre 50-60 años de edad. Se realizó una recreación 3D en plastilina para darse una idea de como era el hombre, en cuanto los ojos y el cabello son solo suposiciones.

Bala alojada en el cráneo

Una posibilidad era que Gabby, fuera el culpable del asesinato, pero, Wyoming es una ciudad muy poco poblada, donde los antecedentes de cada uno de sus habitantes se conocen entre sí, debido a que Gabby nunca fue vinculado claramente con el asesinato no se podía determinar quién fue el asesino, se cree que la víctima era un forastero o un minero de algún lugar de montañas rocosas. El baúl utilizado para ocultar el cadáver, era uno de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos entre la Primera y Segunda Guerra Mundial.

Recreación facial

Sin embargo, aún hasta nuestros días el misterio continua. ¿Quién era este hombre? ¿Por qué y cómo murió? Son preguntas que hasta hoy no tienen respuesta ¿Será que el viejo baúl sea la clave para desvelar este misterio? Sin duda, un caso bizarro y fascinante que aún está sin resolver.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *